viernes, 19 de octubre de 2012

Reseña manga - Q&A (tomo 1)


Autor: Mitsuru Adachi
Editorial: Panini Manga
ISBN: 978-84-9885-811-2
Demografía: Shōjo
Tomos: 4 (serie abierta)
Sinopsis: A punto de entrar en el instituto, Atsushi Ando regresa a la ciudad en la que nació y que tuvo que abandonar hace 6 años cuando trasladaron a su padre en el trabajo. Es la ciudad en la que perdió a su hermano mayor en un accidente y donde vive la chica que le gusta desde entonces: Yuho Maezawa. Lo que Ando no esperaba encontrar… ¡es el espíritu de Hisashi, su hermano mayor fallecido poco antes del traslado! ¿¡Qué será de ambos tras este reencuentro tan inesperado!? ¡¡He aquí el punto de partida de la nueva y esperada historia de Mitsuru Adachi, un relato con pinceladas de tristeza sobre el vínculo fraternal de los protagonistas!!


Reseña de Caballera del Dragón: ¡Por fin! Un shōjo que parece prometer… De momento el primer tomo me ha gustado.

Hisashi Ando, hermano fallecido de Atsushi y más conocido como Q, se le ha aparecido en forma de fantasma ante la sorpresa de su hermano. Aprovechando que Atsushi es el único que puede verle, se dedica a hacer perrerías a los matones de la ciudad, utilizando a Atsushi como cabeza de turco, que es el que luego se lleva todas las culpas. Jinno es uno de esos matones que antes estaba enemistado con Hisashi y que ahora ha trasladado su odio a su hermano, Atsushi.

Este primer tomo tan sólo está dedicado a la presentación de los personajes para que vayamos conociéndolos y nos hace una introducción al contexto de la historia, así que ocurren pocas cosas dignas de mención (y las que son dignas son spoilers). Lo que sí tengo que destacar es que este no es el típico manga shōjo lleno de pastelosidad y romanticismo por todas partes (de momento). Por lo que tengo entendido, el autor ya había publicado otro shôjo de este estilo, con una temática muy deportista, al igual que este.

Ya llegando al final del tomo, nos darán a probar algo de misterio con la aparición de Kyoko Sumi, una chica de pelo largo que le tapa media cara y que parece un fantasma. Pero… ¿Lo es de verdad?

El ritmo del manga es muy ágil, ocurren muchísimas acciones en pocas páginas. Los diálogos son muy dinámicos, fáciles de leer al ser muy breves. Todavía no se puede apreciar hacia dónde nos quiere dirigir el autor, ya que hay ciertos sucesos que dejan mis suposiciones un poco descolocadas.

Los personajes tienen todos algo en su personalidad que los caracteriza y los diferencia de los demás. Personalmente, el que más me gusta es Yuho Maezawa, porque no parece la típica chica que aparece en un shōjo, insegura y tímida, sino que tiene un gran carácter y no se amilana ante los personajes masculinos.

En cuanto a los dibujos, son muy simples y bastante diferentes al tipo de dibujo característico de este género. El uso de tramas predomina sobre el entintado, relegado principalmente a las líneas de dibujos. El resto: ropas, fondos e incluso pelo, están realizados por medio de diferentes tramas. En contraste con los personajes, los fondos está muchísimo más elaborados, dibujando hasta el más mínimo detalle. Nunca me había topado con un manga en el que los fondos estuvieran más elaborados que los personajes, ahora ya puedo decir que he leído uno para experiencias posteriores.

Lo último que me gustaría destacar respecto al dibujo de los personajes son sus orejas: ¡Son enormes! Me han llamado mucho la atención porque están bastante desproporcionadas comparadas con el resto de la cabeza.



Agradecimientos a Panini.

1 comentario: